miércoles, 7 de abril de 2010

Fortaleza


De abrazos se sostiene el mundo y lo sabes. Al momento de encerrar estrechamente en uno de los tuyos entregas el alma y divides tu corazón en trozos para obsequiarlo. Pareciera que nada te hiere, nada te debilita, pero hasta el más delicado roce del viento en tu piel te derrumba como también lo hace la vida cuando es injusta. No es malo derrumbarse, no es malo hacerlo por una caricia, una bella palabra o un llanto desgarrado. Sólo hay que dejar que los muros se vengan abajo. No es fuerte el que nunca se ha caído a pedazos.

5 comentarios:

Ondina dijo...

Qué hermosa manera de pedir la fortaleza uniendo las propias debilidades con las de otros. Cada vez que te leo, te admiro más. Un abrazo fuerte fuerte, tan fuerte que en lugar de partirte, te deje comprimida x)

Leticia Hernández dijo...

Ser fuerte...muchas persnas no entienden ese concepto, me gusta mucho tu entrada, las debilidades nos hacen fuertes, mucha suerte en todo :)

Anónimo dijo...

¡Que fuerza tan intensa se adivina en tu espiritu! ¿Qué puedo comentar ante algo tan profundo?
Fortaleza, debilidad, parecian tan opuestos, pero no hay uno sin el otro.

Carmela dijo...

Lo que no nos mata, nos hace más fuertes.... Ya no me acuerdo quien lo dijo.
Esperemos que no nos mate nada.
Preciosa descripción de lo que es un abrazo.
Un biquiño.

Drama Queen dijo...

"La verdadera fortaleza no está en no haber caído nunca, sino en levantarnos cada vez que caemos"

Me recordó tu escrito a esa frase tan célebre.

Cortito pero precioso.