lunes, 29 de marzo de 2010

Solo pero acompañado




Hicimos el amor en el pasillo, justo cuando me dijo que se iba y caminaba furiosamente hacia la puerta con su maleta. Me volví loco. La retuve contra la pared hasta que sus puteadas hacia mí se transformaron poco a poco en palabras de deseo y desesperación cerca de mi oído. Le pedí que olvidara todo y se negó. Le pedí que perdonara todo y dudó. La desvestí a manotazos aprovechándome de su vacilación y recorrí con mi boca los caminos serpenteantes de su piel. Ella me golpeó riendo, me abrazó desgarradoramente frente a la paciente maleta dejándome desarmado. Contradijo su decisión en segundos y la amé sin descanso aplastándola contra el piso de cerámica. La oí gemir, la sentí temblar, caí rendido a su lado y los minutos en el reloj sonaron igual que balazos. Quise quedarme dentro de ella para siempre, quise hacer de ese pasillo un calabozo imperante y mantenerla cautiva entre mis brazos. “Quédate… deja todo lo demás atrás”, le supliqué. “Déjame ir ahora que te amo o te odiaré desde mañana”, respondió y no pude más que liberarla con temor. Al marcharse, el sonido de la puerta fue un eco que destempló cada hueso de mi cuerpo y supe que no podría levantarme. Amaneció trabajosamente entre esas nubes gruesas de invierno. La débil luz del sol entre las persianas, me sorprendió tirado aún en el suelo y no mostré intención alguna de moverme. Mi gato, ese juerguista nocturno de mil batallas en su pelaje, había llegado por la ventana para lamer mi rostro en señal de saludo. Fue el único consuelo que obtuve esa mañana al quedarme solo.

6 comentarios:

Lukas dijo...

De una intensidad envidiable!
(nota mental: la envidia no es sana ni políticamente correcta)

Me encantó!

Hortensiamm dijo...

Amo tus letras, cuàndo dirè algo nuevo.Me dejas siempre sin palabras que decir, nada que sea digno de alabar tu poesìa. Te quiero, amiga.

Anónimo dijo...

Algo que agregar ????? No lo creo, todo es unanime con tus escritos, te envuelven y te llevan a TU imaginación, es grato viajar por tu mente aunque sea por un rato...

Saludos desde el frío cerro....

Take Care...
Tu amigo anonimo

Drama Queen dijo...

Tan bello como siempre, Amy. LO AMÉ! Tan deliciosamente bien descrito que me hizo respirar agitadamente.

Hermoso y verdadero como toodo lo que escribes.

*Le pone estrellita* Excelente, como siempre.

Te quiero!

AnDRóMeDa dijo...

Lukas,
La envidia bien presentada no hace mal, de hecho halaga y te lo agradezco muchisimo.
Gracias por leerme y comentarme ;)
Un abrazo.

Mud,
Gracias por pasar por aquí. Espero que los siguientes escritos que cuelgue aquí sigan dejándote sin palabras.
Hasta la próxima.

Amigo,
Gracias por estar presente y leerme. Viajar por mi mente no es algo complicado si se toma el transporte correcto como es la literatura.
Cuidate y nos estaremos viendo!

Ame,
Gracias por la estrella ;)
Jejejejee, gracias por venir a mi espacio de locuras.
Un besote!

Espérame en Siberia dijo...

Hay que amar para ser libres. El amor siempre será libertad, no hay que aferrarse a nada ni a nadie.