miércoles, 10 de abril de 2013

Tú sabes



Hay veces que me recuesto y pienso que en más de una oportunidad te escribí una carta. No recuerdo si con el miedo imperioso con el cual me visto diariamente logré enviártelas pero estoy segura de que lo hice. Tengo un vicio más que el del tabaco y son las letras, lo sabes. No me considero buena hablando pero toda una loca elocuente escribiendo. Qué manera de irme por las ramas y no precisar nada, pero de ese nada siempre me hago cargo. Soy una dispersa que consume ideas de su entorno y muestra al mundo su mirada perdida, paradójicamente atenta. Disparo municiones y luego me retraigo en mi trinchera esperando salir ilesa, esperando respuestas… esperando Tu respuesta. Si no he caminado por tu senda puedo decir con total seguridad que lo he hecho muy de cerca. Me conoces, me observas, y posiblemente en algún momento me sonríes. Cuando eso pasa, el día amanece nublado porque sabes que me gusta.

1 comentario:

Hell frozen rain dijo...

Me gustó especialmente este texto... ¡Un abrazo!